• El Presidente de la República asegura que sus opositores deseaban que le fuera mal al país para evidenciar un fracaso de su régimen

Ciudad de México.- El Presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, denunció este jueves que sus adversarios desean que haya más muertos por homicidios dolosos para que al país le vaya mal y fracase su proceso de transformación, pero, aseguró, que hasta el día de hoy no han podido.

En respuesta al periodista Jorge Ramos, quien aseguró en La Mañanera de este jueves que el actual sexenio es el más violento en la historia moderna del país, el Mandatario del Ejecutivo federal aseveró que sus opositores deseaban que hubiera más mexicanos muertos, más que con la llegada de la pandemia del Covid-19.

«Nadie quiere muertos», señaló el presentador de noticias.

«No, no, sí hay quienes quieren muertos ¿Cómo no? Mis adversarios, nuestros adversarios los que no quieren la transformación quisieran muertos, los deseaban en la pandemia y los desean también en seguridad y desean que le vaya mal al país para que nos vaya mal a nosotros», contestó.

Desde Palacio Nacional, López Obrador añadió: «¿Sabes por qué? Aunque sea irracional, porque están muy ofendidos, porque se sentían dueños de México y se dedicaban -que esa es la otra delincuencia, porque aquí estamos hablando de la delincuencia, vamos a decir, organizada – pero en México hizo mucho daño y sigue haciendo también mucho daño, la delincuencia de cuello blanco, los que se han dedicado a saquear, a robar al país.

«Ellos son los que quieren que nos vaya mal para que fracase nuestro proceso de transformación. Nada más que hasta ahora, hasta el día de hoy, no han podido, con toda su campaña en contra, todos los medios de información convencionales que antes se dedican a aplaudir, a quemar incienso a los gobernantes», arremetió.