Reynosa, Tam.- La sola presencia de la ex alcaldesa de Reynosa, Maki Ortiz Dominguez en el contingente, motivó a cientos de mujeres que marcharon la tarde del viernes hacia la Plaza Principal para celebrar como cada año ésta fecha tan importante.

La doctora Maki Ortiz llegó al punto de inicio de una caminata que se congregó momentos después frente a la presidencia municipal que fue iluminada en color naranja, el color que simboliza la No Violencia contra las mujeres.

Acompañando a mujeres empoderadas en el servicio público, como la directora del Instituto Municipal de la Mujer, María del Refugio Anzaldúa, la síndico María Luisa Tavares y regidoras del ayuntamiento, la ex presidente municipal dio un mensaje claro y contundente a hombres y mujeres que participaron.

«Verdaderamente necesitamos ser una sociedad pacífica donde la violencia no sea una opción de vida, una sociedad más igualitaria y más pareja para hombres y mujeres» dijo la doctora Maki.

Recordó que las mujeres han batallado mucho para conseguir espacios hasta para votar y para trabajar en empresas, o en la política, es por ello que pidió a todas las mujeres perder el miedo y esforzarse para tener igualdad y equidad.

En cuanto a la violencia, pidió perder el miedo y denunciar cuando alguien en casa genera violencia.

El mensaje de la ex presidente municipal encendió el optimismo y el corazón de cientos de mujeres presentes en el evento organizado por el Instituto Municipal de la Mujer de Reynosa, a quienes recordó que cada día 25 de todos los meses, hay que asumir que sí se puede tener una sociedad como la que todos queremos.

A %d blogueros les gusta esto: